decor
decor
decor
decor
decor
decor


Nací con ojo,
nací con labio,
nací con centro
cuyo centro era el mar.
Nací con alas
y de allá veía el río
corriendo
sin que pudiera evitarlo...
Y lo bueno de la tierra
era el vuelo,
era amar,
beber el rocío de las hojas
y llover la divina lluvia
cuando el corazón construía su madriguera
y el alba vencía
en nuestra frente.


Etnairis Rivera
De la flor, del mar y de la muerte
2000